Flash integrado. Sácale provecho al tuyo

La gran mayoría de las cámaras profesionales cuentan con un flash integrado y si bien no es de uso recomendado por la mayoría de los fotógrafos profesionales debido a que es un elemento sencillo de apoyo, nunca podría sustituir todos los elementos de iluminación especializados para cada tipo de serie fotográfica. Sin embargo, es bueno saber cómo usarlo y a continuación te diremos cómo sacarle el mayor provecho y obtener resultados de alta calidad.

Tipos de flash integrado

Para comenzar, nos gustaría hablarte de los modos de flash integrado que, dependiendo la marca de tu cámara puede tener algunas de las siguientes funciones de configuración con las cuales tú mantienes el control.

  • De relleno: Se utiliza cuando la fotografía se ve muy clara en el fondo y oscura en el primer plano. Sirve tanto de día como de noche.
  • De sincronización lenta: En condiciones de poca luz, el flash dispara un pre flash y continuamente dispara el apropiado. Dicho de otra manera, la cámara sabe que debe emplear una velocidad de disparador lenta y un flash adecuado para poca luz.
  • De sincronización anterior: Este modo dispara un pre flash y en seguida dispara el flash al principio de la exposición.
  • De sincronización posterior. Se utiliza para incluir la luz ambiental en la fotografía. La cámara dispara un flash al final de la exposición, pero también emplea un pre flash.

¿Cómo sacarle provecho a tu flash integrado?

Conocer bien tu cámara también te ayuda a catalogarte como un fotógrafo profesional, ya que para ellos no hay impedimento alguno para hacer una buena fotografía, por eso es importante conocer todos lo elementos con los que se cuenta en el momento y saber cómo aprovecharlas. Aquí te dejamos algunos trucos que te serán muy útiles.

flash integrado

Rebota el flash

¿Te ha sucedido que en tus fotografías has metido el llamado “flashazo”? Esto sucede porque el flash integrado tiene una luz muy directa, poco configurable y muy dura, lo cual puede llegar a quemar u opacar las tomas.

Rebotar la luz es una acción que puede ayudar a mejorar tu técnica, ya que se redirecciona la luz hacia otro lado para que esta misma rebote sobre la persona u objeto que tengas frente a ti, la luz llega más suave y menos directa. Con ayuda de una tarjeta banca o plateada colocada sobre el lente de tu cámara puedes lograr una luz envolvente sin generar sombras muy marcadas; la luz rebotará hacia arriba o abajo generando una iluminación uniforme.

Suaviza la luz

Para lograr este efecto te puedes apoyar de una superficie translúcida frente al flash integrado para crear una luz suave y evitar deslumbrantes brillos y fuertes sombras. Puedes hacer tu propio difusor usando una tela delgada, un pañuelo u otro material que permita el paso de la luz sin afectar la nitidez de las fotografías.

Compensa la exposición del flash

Puedes modificar la exposición del flash integrado según quieras hacer la luz más brillante o menos brillante y para obtener esto necesitas usar la compensación de exposición. Para tener acceso al menú de configuración debes presionar el botón que se encuentra a un costado de tu cámara (el menú puede variar de acuerdo al modelo de equipo).

La compensación de la exposición del flash es una excelente opción para equilibrar la potencia del flash con la luz ambiental y es ideal para aquellas sesiones en las que se usa el flash como flash de relleno con luz natural.

Valores esenciales de configuración

Como bien lo sabes para obtener una fotografía profesional hay tres elementos fundamentales que puedes manejar a tu consideración para jugar con ellos y obtener resultados originales.

Velocidad

Si colocas una velocidad más rápida, esto hará que el obturador abra y cierre más rápido, lo cual evitará que el flash integrado queme la fotografía. Solamente pasará la luz que ilumine de manera adecuada tu objetivo.

ISO

La sensibilidad ISO es un valor que se debe cuidar mucho, ya que puede llegar a generar ruidos que arruinen la calidad de tus fotografías. Siempre se recomiendan niveles muy bajos, pero en este caso son una necesidad.

Diafragama

Sucede algo similar a la velocidad; para que tu cámara capte menos luz, debes ajustar la apertura del diafragma con números altos.

Como te podrás dar cuenta, el flash integrado es un elemento muy versátil con el cual puedes experimentar con los valores y los elementos externos que no necesariamente debes comprar en tiendas de fotografía profesional, puedes trabajar con lo que tengas a la mano, sólo es cuestión de estar haciendo prácticas de prueba y error, hasta que consigas los efectos que desees en tus tomas.

 

 

 

 

 

 

Menú